Deporte y Ostomía

Gloria Jiménez

Gloria Jiménez

Share on facebook
Share on whatsapp

Una vez te hayas recuperado de tu cirugía de ostomía, no hay contraindicación médica para no hacer deporte. Tener una bolsa de ostomía no impedirá que vuelvas a hacer ejercicio, incluso deporte de competición.

Practicar una actividad física contribuye al aumento del bienestar corporal y emocional de todo el mundo pero para una persona con una ostomía, además, es muy importante mantener un peso saludable y los músculos fuertes para prevenir la aparición de una hernia paraestomal.

Por tanto, si estás ostomizado, es recomendable retomar tus actividades físicas y deportivas en cuanto te recuperes. Una buena recuperación irá acompañada de un buen cuidado de la alimentación y del descanso que tu cuerpo pida. Si nunca has practicado deporte, es un buen momento para comenzar cualquier práctica deportiva que te guste o con actividades más tranquilas como caminar o natación.

Será necesario empezar poco a poco, de forma progresiva y sin exigirse mucho al principio. Superados los inicios te darás cuenta de la cantidad de beneficios, físicos y psíquicos que te está aportando hacer deporte pues habrás incorporado tu ostomía con naturalidad a tu vida cotidiana.

Algunas recomendaciones generales:

  1. Lo ideal es esperar unos tres meses desde tu cirugía de ostomía para comenzar tu actividad deportiva. Comienza poco a poco con el objetivo de incrementar cada día un poco mas la intensidad así como la duración. 
  1. Usa prendas que te aporten confort y seguridad para practicar tu actividad deportiva. Hoy en día hay firmas especializadas en ropa de ostomía. En SIIL Ostomy line podrás encontrar multitud de prendas que se adapten a tus necesidades.

  2. Antes de empezar a hacer deporte comprueba que el dispositivo está bien adherido a la piel. Si no es así, cámbialo por otro. Si te preocupa que al correr, nadar u otra actividad se afloje la bolsa de ostomía y se produzca una pérdida, te recomendamos el uso de cinturones de ostomía o bandas/ fajas de sujeción.

  3. En deportes de impacto y riesgo protege tu estoma. Puedes practicar actividades como el rugby, el boxeo, artes marciales o cualquier otro deporte de contacto pero debes de tener especial cuidado, tanto ante un impacto directo en el estoma como en el caso de un sobresfuerzo de la musculatura abdominal que podría provocarte una hernia periestomal o un prolapso en tu estoma.

    En SIIL Ostomy line, hemos creado el cinturón de ostomía de SIIL. Diseñado y desarrollado para aportar una mayor sujeción a la bolsa de ostomía en la práctica de cualquier deporte siendo además, compatible con todos los dispositivos como Coloplast, Hollister, Convatec y Braun.

  4. Vacía siempre la bolsa antes de empezar la rutina. Es algo básico para evitar fugas y demás Si tienes una ileostomía o una urostomía debes de ingerir abundantes líquidos para una aportación adecuada de sales (agua y bebidas isotónicas ). Ten siempre a mano una botella de agua.
  5. En el mercado puedes encontrar firmas especializadas en accesorios de ostomía. En este caso, te puede resultar de gran utilidad el protector de estoma SIIL, especialmente pensado para estas actividades deportivas. Es tan ligero que no lo notarás y te aportará la seguridad que necesitas en ese momento.

7. Podrás levantar pesas una vez te hayas recuperado por completo. Debes de empezar de forma muy suave y detener tu ejercicio frente a cualquier molestia o dolor en tu estoma.

8. Si tienes una hernia, siempre puedes caminar haciendo uso de un cinturón de ostomía o una banda de ostomía. En SIIL dispones de ambas opciones.

9. La natación es una fantástica actividad pues tonifica los músculos y mejora la capacidad cardiovascular. Si este es tu deporte, no te preocupes por el agua. Los sistemas de bolsa son resistentes al agua y están diseñados para no tener fugas ya que el disco lleva adhesivos especiales.

Asegúrate de tapar el filtro de tu bolsa de ostomía correctamente y revisa el sellado de la bolsa al menos una hora antes, siendo aconsejable no mantener el dispositivo mucho tiempo sumergido.

Usa un bañador de ostomía, adaptado a tu bolsa, que te permitirá sentirte más seguro al sumergirte en el agua. Los bañadores de ostomía y los cinturones de ostomía de SIIL son una clara recomendación para practicar deportes acuáticos o disfrutar de la playa y la piscina.

10. El ciclismo inicialmente puede resultar molesto para aquellas personas con extirpación de recto, tanto en colostomía como en ileostomía. Es el llamado “síndrome del órgano fantasma”, un cuadro de sensaciones, dolor, picor, disestesias, sensación térmica, que sienten algunas personas con algún órgano extirpado.

Estas molestias se solucionan con el uso de un sillín acolchado y abierto por el centro para evitar la presión del cuerpo sobre el mismo.

Si tienes molestias o dolores al practicar ejercicio, consulta siempre con tu médico o tu estomaterapeuta, quienes te darán las pautas necesarias para no tener que renunciar a hacer deporte.

SIIL Protector®

Duro, ligero, invisible

El mejor protector de ostomía.

Válido con todo tipo de ostomías y estomas. Lo hemos diseñado con doble abertura para nunca rozar el estoma, incluso cuando se llena la bolsa.

41,99€

Comparte este post:

Share on facebook
Share on whatsapp
Shopping cart
Aún no agregaste productos.
Seguir viendo

Accede a tu cuenta: